7 oct. 2014

El Tiempo .-



DEPARTAMENTO DE RECUPERACIONES TEMPORALES YYPS071014.- Interior.- En una enorme cúpula de espejos, rollo bola de discoteca de los ochenta, un gigantesco funcionario en mangas de camisa recibe a una mujer de edad indefinida.


SEÑORA
Buenos días venía a devolver dos años.

OPERADOR
Muy bien. Siéntese.
( Señala la dura y vieja silla de madera que tiene frente a el )
¿Qué años quiere devolver?

SEÑORA
Los dos últimos.

OPERADOR
Y ¿qué va a hacer con ellos?.

SEÑORA
Creo que no me he explicado bien. 
No son míos. No son para mí.
Me gustaría devolverle dos años a una persona.

OPERADOR
Hum. 
Déjeme ver. 
( Rebusca en un gran carpesano que alcanza con su brazo derecho )
Creo que no se contempla eso en el programa. 
No se le pueden devolver años a otro.

SEÑORA
Pero yo tengo que devolverle dos años a alguien, porque se los quité.

OPERADOR
No se le pueden devolver años a alguien por mucho que usted considere que se los ha quitado. 
Como le digo, no está contemplado.

SEÑORA
Pero yo.

OPERADOR
A ver Señora. 
(Le empieza a leer el contenido del carpesano).
Cada uno es responsable de lo que hace con su tiempo. 
No se puede cargar con el tiempo de otro.
No se puede devolver el tiempo a otro.
Nadie puede disponer del tiempo de otro sin su consentimiento.
¿Lo ve?.

SEÑORA
Es que yo lo he hecho. 
Lo he hecho y quiero devolverlo.

OPERADOR
Y dale Carlitos. 
Que no se puede Señora. 
No se pu-e-de devolver el tiempo a nadie. 
A ver cómo se lo explico, es imposible recuperar el tiempo, mucho menos el de otro. 
¿Por qué no intenta usted regalárselo, igual así compensa?.

SEÑORA
No, se lo tengo que devolver porque no quiere saber nada de mi.

OPERADOR
Pues si no quiere saber nada de usted, eso es que considera que ya perdió mucho con usted. 
¿No le parece?. 
Haga el favor de dejarlo estar. 
Ese seguro es un buen regalo.

No hay comentarios: