24 ene. 2011

Seguir jugando.-



Y si seguimos jugando a ese juego que a ninguno nos gusta.

Y si seguimos tirando dados para acatar las reglas tal y como nos vinieron dadas,…aunque no nos interese.

Y si cambiamos nuestros valores para tomar el rol que el juego nos impone…aunque no nos sintamos en absoluto identificados.

No me digas que estás contento con la partida, yo cada día me creo menos que vaya a terminar bien y ya casi no me divierto.

Pero… y si seguimos tirando los dados, cada vez con más desgana, ...cada vez con más drogas en el cuerpo que nos ayuden a seguir el rol que no nos gusta, para ver si nos divertimos como al principio cuando estábamos convencidos de lo genial que era jugar.

Y si dejamos de jugar todos a la vez…¿Terminaría el juego y empezaríamos a hacer lo que queremos siempre, en cada momento?.

¿Seríamos felices entonces?.

No hay comentarios: